Página de venta en Letra Minúscula

¿Cuánto hace que escribes? ¿Eras de esos niños que soñaban con ser escritor?

Mis primeros escritos algo serios tuvieron lugar hacia los 13 años. Era un cuadernillo de poesía que yo hacía circular entre los amigos y compañeros del Cole. El cuadernillo desapareció, pero aún recuerdo algunos poemas. Como aquel que recibía al invierno:

Deja paso al duende

que se llama Invierno,

Déjalo que cante

su canción de abuelo…

Rompiendo quizás  el tópico, nunca de niño se me ocurrió que un día sería escritor. Lo que sí fui desde los 12-13 años es un lector apasionado. Mis sueños me llevaban a solventar el mundo medieval de la Inglaterra del siglo XII en compañía de Ivanhoe de Walter Scott. O a vivir las aventuras de Vinicius, su Ligia y sus romanos del siglo I. d. C. en la Quo Vadis de  Sienkiewicz. Ya me convertí en un adicto incurable a la lectura.

¿Qué sentiste la primera vez que tuviste un libro escrito por ti entre tus manos? A mí me parece algo fascinante…

La primera sensación fue la de que yo no podía haber escrito todo eso.

Y en parte era cierto, no lo había escrito yo, sino mi mente. Y…«Yo no soy mi mente» como  veremos en Nadia. Jaja…

Aparte de la sensación satisfactoria de tu primer libro impreso, no es menos impactante ver portada y reseña en Amazon, donde sabes está al alcance en todo el mundo.

Si la autoedición no alimenta el ego de ver tu novela en una librería, la pone a disposición, así sea para una sola persona con interés en leerla, ebook o impresa, en el escaparate universal de Internet.

Yo personalmente me siento fascinado, sí, al ofrecer esa opción. Y, por qué no decirlo, piensas que el libro estará ahí cuando tú no estés y te sobrevivirá.

Háblanos del libro que has publicado con Letra Minúscula. ¿Qué encontrarán los lectores de La transformación de Nadia?

Por un lado encontrarán intriga.

Hace 15 años el correo electrónico ya se había introducido en nuestras vidas. Pero Twitter solo estaba a punto de nacer. Facebook no había llegado a España,  Instagram no existía. Pero Nadia ya batallaba contra un misterioso hacker.

Por otro lado hallarán una divulgación de las teorías psicológicas más importantes del momento.

Y quien lo desee, a través de la evolución de Nadia, podrá cuestionarse su propia evolución.

¿Cómo definirías tu estilo escribiendo?

Difícilmente puede uno definir su propio estilo por aquello de que «El ojo no puede verse a sí mismo».

Pero puesto a ello, diría que aquí conviven tres estilos sobre la marcha:

El estilo narrativo, cuasi cinematográfico, en la medida que se desarrolla un thriller.

El emocional,  al conectar con los sentimientos de los personajes, donde aparecen los recursos literarios con cierta intensidad.

Y finalmente un estilo académico en cuanto se aportan conocimientos, respetando la verosimilitud argumental.

En general yo diría que escribo como si estuviese leyendo en voz alta. Que la frase suene bien. Ese es mi intento automatizado.

¿Cómo valoras tu experiencia autopublicándote?

La novela fue publicada en 2004 y 2008  en dos editoriales digitales sucesivamente, versión  pdf e impresión a demanda. Dos ediciones muy cuidadas, pero que la vertiginosa evolución de Internet las había llevado al Cementerio de los libros olvidados.

Ahora la novela ha sido rescatada por Letra Minúscula para Amazon y considero que no ha perdido vigencia. Al contrario, todo el boom actual del Mindfulness y sus prácticas  parece se anunciara allí hace 15 años.

Quiero resaltar que la autoedición no es una incursión campestre, sino muy profesional a través de Letra Minúscula. Letra Minúscula es para mí sin duda la mejor fórmula de autoedición en Amazon y demás plataformas digitales. Y eso, después de haber dado muchas vueltas por la red. Aconsejaría sus vídeos en YouTube incluso a cualquier enamorado de los libros, sea o no escritor. Vídeos instructivos pero divertidos y en los que el fundador y director de Letra Minúscula, Roberto Augusto, da la cara sin esconderse en la nube.

¿Qué te gustaría conseguir con esta novela?

Que cualquiera que la busque no tope un día con la decepción de verla descatalogada. Una experiencia frustrante que todo buscador de libros ha vivido en alguna ocasión

Y que una vez la encuentre y se decida a leerla, disfrute unas horas de diversión. Y si la halla de alguna utilidad para su vida, entonces mi satisfacción será plena.

¿A qué tipo de lectores va dirigida?

La transformación de Nadia está escrita para todo aquel que quiera introducirse en la psicología a través de una intriga. También para aquellos de mis colegas que sientan alguna curiosidad por lo que ha escrito José Manuel Nava. Eso, sí, han de ser un poco heterodoxos…

También va dirigido a quien quiera tantear la autoayuda desde una perspectiva de cambio.

Háblanos de tu próximo libro…

A finales de 2017 publiqué, en Amazon y otras plataformas, también a través de Letra Minúscula, mi segunda novela, La luz podía esperar.

La novela «espera» pacientemente y se ofrece cada vez que siente alguien un interés por ella. Es la historia de Álvaro, un niño que fue rescatado del túnel de la muerte y ya en la juventud, con pasos inciertos, pero invencible en sus sueños, se lanza en busca de sus objetivos. Personajes clave de La transformación de Nadia aparecerán en su ayuda en el momento más inesperado.

¿Mi próximo libro?

Actualmente doy vueltas a una historia de ficción de un proceso de adopción internacional.

Aunque ya he escrito una primera síntesis bastante detallada de lo que podría ser, tengo que darle aún muchas vueltas hasta que un día, sin saber cómo ni por qué, me ponga de verdad a escribir de nuevo.

Gracias por tu tiempo y mucho éxito.

Entrevista a José Manuel Nava, autor de “La transformación de Nadia”
4.7 (93.06%) 49 voto[s]

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies.

ACEPTAR
Aviso de cookies
Share This